Van a tirar tu curriculum a la basura

Si no aplicas estos consejos, tu curriculum acabará en la basura automáticamente…

Si estás cansado de continuar aplicando a empleos donde nunca te responden continúa leyendo, pues te daré unos consejos para que tu currículo impresione a los reclutadores.

A muchos les pasa que encuentran un trabajo fenomenal por una página web, envías tu currículo emocionado y esperanzando, pero pasan los días y nadie te llama, luego te preguntas que podrías haber hecho diferente.

Si esto te ha pasado déjame decirte que no eres el único con estos problemas. 

Estoy bastante familiarizado con este problema, veo todo el tiempo a personas frustradas por la falta de respuesta después de enviar su currículo a las empresas.

¿Has pasado el filtro automático?

Sin embargo, la mayoría no se da cuenta que muchas veces su postulación ni siquiera llega al gerente de contratación.

Esto se debe a que antes de que pase a este, primero pasa por dos filtros…

El primero es solamente una pantalla electrónica llamada ATS (sistema de seguimiento de solicitantes), luego pasa a los reclutadores que generalmente pertenecen al personal de recursos humanos de la empresa.

Para seleccionar a los postulantes cada currículo se escanea para buscar palabras claves que se relacionen con el trabajo en cuestión (formación en marketing, formación en electrónica, etc…)

En caso de cumplir con los requerimientos, pasará por fin al gerente de contratación que será el que se comunicará contigo para formalizar una entrevista, así que si no superas los filtros iniciales nunca serás contratado.

Quizás te interese: 7 Empresas que Necesitan Empleados

Por lo tanto, ahora te enseñaré algunos consejos importantes que deberás tener en cuenta para que tu currículo sea aceptado, y pase a los guardianes iniciales.

¿Qué hacer?

Evita los encabezados y pies de página

Colocar información importante en el encabezado o pie de página podría ser contraproducente, ya que será posible que el sistema se confunda y de resultados equivocados a los reclutadores.

Busca la simplicidad

Aunque consideres que un currículo colorido y vistoso sea la mejor opción para que te tomen en cuenta, lo cierto es que esto solo hará que el sistema se confunda por los gráficos o sombras que sobrecarguen el archivo, así que siempre será conveniente un currículo clásico.

Fuentes estándar que son compatibles con el sistema de análisis

Recuerda usar fuentes estándar para diferenciar las secciones del currículo, podrás usar Calibri, Arial, Tahoma y Cambria.

Una vez tengas todo listo no pases el archivo a PDF, lo mejor es dejarlo en Word, ya que el sistema tiene más problemas para leer un PDF que un Word común.

Revisa tu currículum cuidadosamente

La ortografía es fundamental, recuerda que este error de tipificación no serán pasados por alto por el sistema y causará que tu currículo sea enviado con errores a los reclutadores.

Además, sería fatal fallar en el proceso de selección por un error ortográfico.

Revísalo muchas veces, será fundamental evita los errores tontos o será fatal después, si tu especialidad no es escribir te aconsejo que le pidas a alguien que lo rectifique por ti.

Incorporar palabras clave relevantes

Como te mencionaba, los sistemas van a escanear tu currículo para sacar las palabras claves de la profesión de la cual eres solicitante.

Si no cuentas con ellas será muy probable que no pases los filtros del sistema, busca las palabras o acrónimos importantes para el trabajo al que te postulas.

Para encontrarlas podrás revisar en las propuestas laborales que hay sobre el campo de trabajo que buscas, toma nota de los términos que se repiten constantemente, y si posees las habilidades que se mencionan, no dudes en incorporarlas a tu currículo.

empleo-ofertas

Incluye además una sección para escribir las habilidades técnicas que posees aquí también deberá haber palabras claves.

Siempre trata de revisar las descripciones y objetivos de todas las propuestas, antes de escribir y completar tu currículo.

Pregúntate la manera en la que se define el puesto y las responsabilidades que requieren, también aprópiate del lenguaje y expresiones que utilizan para establecer los requisitos básicos que conllevaran a la contratación.

De modo que si tienes experiencia en trabajos previos procura escribirla con la misma redacción a la que se utiliza en las ofertas laborales.

Además del vocabulario, asegúrate de escribir los acrónimos que se usan en los trabajos que pondrás como experiencia profesional, ya sea en el título, certificación u organización.

De las misma forma, recuerda los títulos más comunes de la industria, hay varios puestos de trabajo que pueden llamarse de ambas maneras, por ejemplo si tu trabajo fue “Director de MARCOM” asegúrate de escribir también “comunicaciones de marketing”.

Si sigues los que te he mencionado, será mucho más posible que seas reclutado por las empresas a las que te postules, ya que aunque finalmente no seas contratado, serás aprobado por el sistema y una persona real será quien juzgue tu candidatura.